Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cous cous liofilizado y pasta: el menú de astronauta que llevaré a Groenlandia

comida liofilizada hiloeltiempohoy.es
Quedan pocos días para que de comienzo otra edición de nuestra expedición estrella, el Trineo de Viento, y me encuentro ultimando los preparativos para arrancar esta nueva aventura, cuyo inicio será el próximo 15 de mayo. Uno de esos 'pequeños detalles' es la comida que llevaremos, la cual es es importante probar antes de seleccionarla para que luego, en la expedición, no haya sorpresas. Lo primero es elegir el menú, y para ello he organizado una cata en casa. 
Durante la expedición la preparación será diferente. Hay que derretir nieve para obtener agua y luego llevarla a ebullición. Después habrá echarle el agua a la comida y no hay posibilidades de rehogar los alimentos, cocinarlos a fuego lento o hacer otras florituras. Los hornillos que llevaremos, de gasolina, solo permiten cocinar a fuego muy fuerte y es un arte hacer que no se te queme la comida. Lo más cómodo es cocer las cosas y hacer de la cocina algo muy sencillo.
hilo moreno
En casa podremos cocinar con más cuidado e incluso hacer la cata de comida de astronauta tomando un buen vino. Yo creo que hay que elegir comida sencilla sin cosas demasiado extrañas para que le gusten a todo el mundo. Recuerdo el año pasado, donde todos nuestros liofilizados eran recetas asiáticas que picaban demasiado. No fue buena idea y creo que yo era el único al que le gustaba el picante. Los menús que hemos probado en esta cata han sido a base de arroz, pasta y cous cous. Y con salsas de queso, nueces, espinacas, jamón y otras cosas bastante normales. También hemos probado un postre de arroz con leche, manzana y canela.
hilo
Mi hija ha disfrutado y me sigue pidiendo fideos de expedición para cenar. Nunca lo hubiese pensado. Nos hemos convertido en expertos culinarios y hemos evaluado la textura, el sabor y la facilidad de preparación de los diferentes platos. Los que necesitan mucha cocción han de ser desestimados pues no podemos gastar demasiada gasolina y los que son instantáneos, como el cous cous, son mucho más prácticos.
Al final un arroz con espinacas piñones y pasas ha triunfado, y la pasta con queso y nueces también. Se han convertido en nuestros preferidos. Veremos después de cuarenta días…