Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Ciudades, fábricas y minas en Marte? Según una teoría, es una opción a investigar

marteeltiempohoy.es

La idea de que los alienígenas son de aspecto verde y humanoide se ha quedado obsoleta. Ahora, cuando pensamos en vida fuera de nuestro planeta, los científicos se imaginan más bien a microbios y seres minúsculos. Además, están surgiendo otras hipótesis paralelas que defienden que la vida existió (y ya se ha extinguido). Uno de los defensores de estas ideas es Jason Wright, astrónomo del Centro de Exoplanetas y Mundos Habitables de la Universidad del Estado de Penn (EE UU). Además, dice que, de haberlas habido, sus ciudades, fábricas y minas podrían estar enterradas en Marte, Venus o la propia Tierra.

En su artículo, publicado en 'ArXiv' (una web en la se publican los estudios antes de ser revisados y aprobados), plantea la posibilidad de que la ciencia haya pasado por alto los restos de civilizaciones inteligentes antiguas en el Sistema Solar, y añade que estos podrían estar enterrados bajo la superficie debido a la erosión por el paso del tiempo.
Pese a todo, añade que encontrar esa tecnología no sería fácil, por lo menos en la Tierra. En nuestro planeta existe la tectónica de placas, que habría absorbido y destrozado estas civilizaciones, además de un clima que también podría haber incentivado la erosión. Por el contrario, en Marte tal tectónica no existe y sería más que posible que la erosión y el polvo hayan ocultado los vestigios en el subsuelo.
nasa marte
¿Y por qué no siguen en pie? Según la explicación de Wright, las lluvias de cometas, la autodestrucción o las explosiones de supernovas podrían haber acabado con estas civilizaciones. Minas, fábricas o ciudades enterradas son algunas de las cosas que Wright cree que podríamos encontrar en el subsuelo, pero para ello haría falta que se incentivara la investigación en este ámbito y se perforara más. Además, también sostiene que podríamos hallar naves y estaciones espaciales en el cinturón de Kuiper, donde se habrían conservado mejor gracias a una erosión menos intensa.
En realidad, su estudio es una especie de llamamiento a la comunidad científica para que no olvide que la búsqueda de vida también puede haber ocurrido en el pasado, y que no necesariamente su rastro está en la superficie o en otros planetas más allá del Sistema Solar. Por el momento, no se ha encontrado nada que indique vida inteligente, ni antigua ni presente, pero al menos ya son más los dispositivos y herramientas empleados para ello.