Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Por qué se ha liado a hacer nubes de colores la NASA?

Nubes de coloresNASA

Parecen auroras boreales, pero nada que ver. Son nubes creadas artificialmente por la NASA. Y el resultado final es impresionante. El experimento (que arrancó este mismo lunes) tiene como objetivo estudiar al detalle la ionosfera y las partículas de alta energía que en ella se encuentran. Para conseguirlo, la agencia espacial ha lanzado desde Virginia el Wallops Flight Facility, un cohete que, a partir de ahora, promete darnos más de una sorpresa.  

El dispositivo fue lanzado al firmamento con un arsenal de ampollas del tamaño de una lata de refresco. Y una vez llegaron a su destino tuvo lugar el festival del color. El motivo de esta pigmentación del horizonte fue que los botes se abrieron, dejando en la atmósfera una serie de trazadores para un mejor análisis de los componentes que rodean la Tierra.  
Con este proyecto, los científicos de la costa este de Estados Unidos reunirán la información necesaria a través de un área mucho más amplia que aquella con la que contaban hace unos años. El acontecimiento astral ha tenido como testigos a los habitantes de las regiones que unen Nueva York con Carolina del Norte. ¡Y todo esto sin el más mínimo riesgo para su salud!
La reacción de color se debe a la combinación de tres partículas: el bario, el estroncio y el óxido cúprico. De esta forma, cuando llegan a interaccionar a unos 200 km de distancia de la superficie terrestre, el cielo se convierte en una capa de nubes artificiales en tonos rojos, verdes y azules. Para que luego digan que la ciencia es aburrida…