Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aparece un tiburón de 8 metros y 2.000 kilos de peso en el puerto de Calpe, en Alicante

tiburón calpeeltiempohoy.es

Esta semana el puerto de Calpe se ha topado con una llegada inesperada: un tiburón peregrino de 8 metros de largo y 2.000 kilos. Había aparecido atrapado en las redes de un barco pesquero. En un primer momento, los pescadores intentaron desenredarlo, pero fue imposible. Después, trataron de subirlo a cubierto pero pesaba demasiado. Al final, tuvieron que arrastrarlo con la red hasta el puerto para que lo atendiera un servicio de emergencias. El animal, ya fallecido, se encuentra en peligro de extinción.

En una entrevista realizada en el programa Hoy por Hoy Elche al biólogo José Manuel Martín de La Sierra, encargado de seguir el proceso del animal, ha indicado que se trata de un ejemplar "absolutamente inofensivo que vive en aguas profundas, y que solo sube a la superficie para alimentarse de grandes cantidades de kril". De hecho, tal y como han mostrado los resultados de la necropsia, al abrir el estómago del tiburón vieron que dentro solo había "pequeñísimas gambas". 
El tiburón peregrino es la segunda especie de pez más grande tras el tiburón ballena, y no tiene su hábitat natural en el Mediterráneo. Según Javier Guallart, experto en escualos, no es la primera vez de todas formas que se deja ver un ejemplar de este tipo en la costa oriental. "Hace unos años en Cullera dos pesqueros atraparon en días sucesivos dos tiburones peregrinos también de algo más de siete metros", ha informado el diario 'Levante-EMV'. Sin embargo, en la costa de la Marina Alta el de esta semana "es el más grande que se ha visto al menos en las últimas décadas".