Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La inestabilidad se impone: un frente deja lluvia, viento y nieve todo el fin de semana

Fin de semana perfecto para quedarse en casa. Flora González, nuestra compañera y meteoróloga televisiva, nos explica que nos esperan días de alta actividad atmosférica por un sistema frontal que entra este viernes por el Atlántico y que avanza de oeste a este dejando intensas lluvias, viento de 80 km/h, nieve en todos los sistemas montañosos y una bajada importante de los termómetros, que se hará más visible a partir del sábado.

No obstante, este viernes ya han descendido claramente en el suroeste peninsular: llegarán a 16 grados de máxima en Sevilla (cuando tenían 20 grados). Se mantienen más apacibles en el sureste peninsular y en el Cantábrico más oriental, con 22 grados a mediodía.

El viento va a ser el culpable de esta bajada de temperaturas. Soplará con una velocidad de 80 kilómetros por hora y será especialmente intenso este viernes en el Valle del Guadalquivir, las zonas llanas del interior peninsular y, por supuesto, en el Atlántico y Cantábrico.

La fachada norte va a ser la más afectada por las precipitaciones. Serán abundantes e irán acompañadas de aparato eléctrico. Las nevadas, por su parte, irán activándose a lo largo del día en las zonas de montaña de la mitad norte y en Sierra Nevada.

De todo esto se libra, por el momento, el Mediterráneo. Aunque no se descartan lluvias débiles, las nubes tormentosas no alcanzarán el cielo levantico hasta llegada la noche.

El domingo esperamos una subida de los termómetros, pero la entrada de un nuevo frente que dejará lluvias abundantes en Galicia y en el norte de Castilla y León. Veremos apertura de claros en el sureste peninsular.