Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Manos eternamente frías? Cinco trucos para que entren en calor más rápido

manoseltiempohoy.es

Tener las manos frías es una de las sensaciones más incómodas que inevitablemente todos hemos experimentado alguna vez, y más a menudo en invierno. Si estás harto de sufrir este 'mal', sobre todo en fines de semana frío y lluviosos como este, atento a estos buenos consejos para que entren en calor.

1. Usa crema de manos
Si eres de lo que te gusta usar crema de manos, enhorabuena, sin saberlo estás haciendo que la temperatura de tus manos ascienda. ¿El motivo? Muy simple, la crema en tus manos contribuirá a que haya más grasa, con lo cual mayor protección y menor dolor. Eso sí, la crema cuanto menos líquida, mejor.
2.  Agua tibia, no caliente
Lejos de lo que puedas pensar, y aunque el tiempo te lo pida, no metas la manos bajo agua caliente (ni fría por supuesto), tus manos agradecerán más el agua tibia. El motivo es que debido a la pérdida de sensibilidad en las manos por al frío, puedes correr el riesgo de quemaduras si no calculas bien la temperatura del agua.
manos
3. Siempre guantes pero, ¿qué tipo de guantes?
Puede parecer algo obvio pero no por ello menos importante. Ten siempre un par en tu bolso o maleta, ya que evitan que la piel se reseque y ayudan a equilibrar la temperatura corporal. Lo ideal es que estén hechos con fibras naturales (lana o algodón) porque alejan la humedad. Importante, es mejor ponerse los guantes antes de salir de casa cuando las manos aún no están tan frías, ya que después se necesita bastante tiempo para que entren en calor.
4. No fumes
Como lo lees, el tabaco empeora la sensación de frío y la circulación de la sangre. La constricción de los vasos provoca descenso de temperatura, por tanto, si tienes el hábito de fumar, haz lo posible para dejarlo lo antes posible. Tener menos frío será sólo uno de los muchos beneficios que tendrás.
manos
5. Abrázame muy fuerte
Abraza a tus seres queridos. Puede ser a tu pareja, tus padres o incluso tu mascota. Tener contacto con el cuerpo de otra persona es la mejor manera de mantener el calor en tus manos y brazos. La temperatura a conseguir es 37ºC, y para lograrlo puedes aprovechar otras áreas de tu cuerpo como sentarte encima de ellas o ponerlas entre las piernas.