Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Haga sol o llueva a cántaros, sácale los colores a tu armario

Fresquito de repente en el norte con un descenso de las temperaturas de hasta 10 grados y lluvias intensas es el pronóstico meteorológico para estos días. Estamos deseando cambiar definitivamente el armario, pero hay que ir con calma, aún quedan días de nubes y la recta final para la puesta a punto del cuerpo.

Para ir adaptándonos a la nueva temporada puedes hacer pequeños cambios en tu vestuario que te pondrán de mejor humor, te harán sentir más fresca aunque vayas cubierta y te ayudarán a recibir como se merece a la estación más calurosa del año. No sigas camuflada entre grises y marrones, te contamos cómo adaptar los tonos más veraniegos a esta época del año.

Los bolsos

La razón por la que casi todas las mujeres sienten debilidad por los zapatos y los bolsos es porque son capaces de cambiarte el ‘look’. Para hacer más llevaderas las tormentas que se espera en Tarragona, Zaragoza o Barcelona afróntalo a base de complementos: gracias al bolso rosa de Louis Vuitton, Cressida Bonas consigue que un estilismo pase de ser soso e invernal a ‘sport chic’ y primaveral. En el caso de Emma Roberts rejuvenece el estampado de leopardo de su cazadora apostando por un bolso rojo.

La cartera bicolor de Harbison que lleva Beyoncé podría tener una doble función: es el foco de atención de su estilismo, lo que ayuda a equilibrar la figura cuando llevas un vestido demasiado ceñido, y rompe la homogeneidad entre tantos tonos azules.

Los abrigos

Para la primavera/verano se verán abrigos fluidos en tonos pastel, pero mientras no pasan los días fríos en el norte del país es el turno de los abrigo de paño. Si el año pasado caíste en las redes de los tonos ‘candy’ o si lo tuyo son los colores vibrantes, es el momento de lucirlos.

Apuesta por un lienzo neutro ya sea en vaqueros como Julia Sarr Jamois o en negro como Caroline Issa y súmale un abrigo en tonos pastel. El resultado es fresco pero abrigado. Si prefieres los tonos vitamina repite la fórmula apuntada para los colores suaves, es la apuesta de Renee Zellweger.
Los metálicos

Vienen con toda la fuerza del futurismo de los años sesenta, por eso está bien que te vayas adaptando a sus destellos. Aunque muchas propuestas veraniegas lo destinan a la noche, puedes adaptarlo al día en forma de abrigo: en modo ‘casual’ combinado con deportivas como Miley Cyrus o en versión glamur con sandalias de vertiginosos tacones, como lo lleva Yasmin Le Bon.

Para las más lanzadas están los vestidos, los tops, los pantalones y, por supuesto, las minifaldas, perfectas para el calor que volverá a apretar en el centro a partir del jueves. Mientras llega el calor Chiara Ferragni las combina con ‘sneakers’, pero puedes llevarlas con botines, con Oxford, con botas altas e incluso con sandalias, que en algunas zonas el tiempo ya da para ellas.   
El traje completo

El traje pantalón es uno de los mejores recursos con los que puedes contar en tu armario. Queda bien a cualquier hora, te soluciona un ‘look’ completo y si lo llevas en color tienes asegurado el éxito en la calle. Perfecto para sobrellevar los cambios bruscos de temperatura de estos días.

Helena Bordon lo lleva para el día en color magenta combinado con suéter blanco y zapatillas planas. Cate Blanchett elige uno en color turquesa y lo feminiza con ‘stilettos’ negros. Miroslava Duma apuesta por el amarillo curry restándole protagonismo al resto de sus prendas para las que elige tonos ‘nude’.
El ‘total look’

Utilizar una sola gama de color para vestirte es una técnica muy vistosa que te complica poco la vida. Puedes apostar por el ‘matchy matchy’, es decir, perfectamente coordinada y conjuntada en un solo color, como Jessica Alba con su conjunto coral. Es la versión más literal de esta tendencia.
Otra posibilidad es combinar diversas tonalidades de un solo color que combinen entre sí. Esta opción es más complicada porque podrías elegir tonos que se maten entre sí. Dos ejemplos bien llevados son los ‘looks’ de Veronika Heilbrunner en verdes y de Solange Knowles en rojos. Jugar con el color es lo mejor para alegrar los días nublados. 
El naranja

Junto con el amarillo será tendencia en primavera/verano. Su gama, que va del color caldera al mandarina, es fácilmente adaptable al armario de esta época del año porque sienta bien a las pieles que aún no están bronceadas, aunque hay quien ha comenzado la temporada de playa y a su tono tostado le favorezca el amarillo.

Si no te atreves con un ‘total look’, combínalo con tonos fríos como hace Candela Novembre, con camisa blanca y falda azul. Otra opción es rebajar su intensidad con negro, es la apuesta de la redactora de Vogue China Sofie Valkiers y de la omnipresente Olivia Palermo.
El blanco

Si nada de todo lo anterior te convence, no olvides que siempre cuentas con el blanco para iluminar tu estilismo. Para la temporada llega en clave ‘minimal’ y en ‘total look’, es decir, con pocos adornos y en blanco impoluto. Es el color del verano y del invierno, así que úsalo si llueve, si hace frío o calor, siempre queda bien.
Sus opciones son infinitas, desde el estilismo ‘casual’ de Karlie Kloss con pantalón ancho y deportivas, al estilo ‘vintage’ de Nieves Álvarez, con pantalón de talle alto y blusa con lazada, sin olvidar la versión ‘lady’ de Inés Sastre, con vestidito, abrigo y ‘stilettos’.