Cierra ventanas y cuidado con las macetas: ¡se aproxima una galerna a Cantabria!