La Feria de Abril de Sevilla, acosada por el loco tiempo primaveral