Galicia, incomunicada por el temporal