Wingfly extremo: las perfectas condiciones meteo les permitieron volar y meterse en el aire en una avioneta