Habana, ciudad flotante: olas de hasta 11 metros se están 'comiendo' los edificios