Explosión de color en los parques de Londres: el calor adelanta la floración de sus cerezos