Columpios que generan energía y balancines reciclados: así es el primer colegio sostenible de España