El otoño ya está aquí: el domingo se desploman los termómetros y tendremos las primeras nevadas