Febrero arranca con mucho frío: las temperaturas caen hasta 8 grados y el viento sopla helado