Toca abrigarse: los termómetros caen 6ºC por la entrada de aire frío