Vuelve el verano al sur de la Península, pero en el resto siguen las lluvias y las temperaturas bajas