Esto solo acaba de empezar: la gota fría ahora trae lluvias intensas al interior peninsular