En qué quedamos: ¿se puede beber el agua del mar? ¿Cuánta es letal?