Se lleva y lo sabes, pero ¿cuánto frío de más te da llevar los tobillos al aire?